Sesgos en el análisis de costo-beneficio de las Asociaciones Público-Privadas: el caso de México*

Carlos Alberto Rodríguez Peña**

* El presente es un artículo inédito que se pública por primera vez en la Revista Internacional de Presupuesto Público con la autorización de su autor.

** MSc in Business Administration, Blekinge Tekniska Högskola, Suecia, Master en Finanzas por la Universidad Tecmilenio, Guadalupe, México y Diplomado en Asociaciones Público Privadas para el Desarrollo de Infraestructura y Servicios, Banco Interamericano de Desarrollo – Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey.

Normal 0 21 false false false ES-TRAD X-NONE X-NONE

Introducción

Los sesgos son errores sistemáticos en la interpretación de la información, o en la estructuración y ordenamiento de la misma en el proceso de análisis. Esto conlleva a resultados que podrían parecer manipulados intencionalmente. En el análisis costo beneficio puede ser muy notorio por tratarse de información objetiva. Ante la importancia de la transparencia en los proyectos de gobierno-privados, es necesario identificar posibles tergiversaciones en el análisis que podrían beneficiar arbitrariamente a alguna de las partes u ofrecer resultados no reales.

En el presente ensayo se mostrarán sesgos que puedan existir al realizar el análisis de costo beneficio en cuanto a la información numérica. Este trabajo está en parte enfocado al área de transporte dado los requerimientos, en la etapa donde se requiera agregar un análisis de costo-beneficio, como en la prefactibilidad o licitación. Se delimita un marco de referencia, un desarrollo en donde se exponen las posibilidades de error, ventajas, retos y conclusiones.

Marco de referencia

El Artículo 17 de la Ley de Asociaciones Público Privadas (DOF: 16/01/2012, Secretaría de Gobernación, México) menciona la necesidad de tener un análisis de costo beneficio para evaluar la conveniencia de llevar a cabo un proyecto mediante esquemas de asociación público-privada.

Para el desarrollo de un proyecto de asociación público-privada, la ley APP, en su artículo 66, menciona que para el desarrollo de un proyecto de dicha modalidad, las dependencias y entidades deberán “prever las medidas para que los recursos públicos se administren con eficiencia, eficacia, transparencia y honradez”. De esta manera, existe la necesidad de conocer los mecanismos en la evaluación de proyectos que puedan dar resultados no correspondientes con la realidad, y así disminuir el riesgo de asignar recursos influenciado por grupos de interés o una mala especialización técnica.

Entre los tipos de corrupción, el más común es el otorgamiento de licencias, documentación, etc., por medio de sobornos. Existe otra que no es tan visible y es la manipulación de la información a beneficio de que se realice el proyecto. Pudiendo ésta ser intencional o no, por tratarse de sesgos o errores en el juicio al realizar el análisis, su identificación es necesaria para obtener una mejor supervisión de proyectos APP, en especial en la parte económico-financiera que requiere mayor especialización.

Desarrollo

Existen diversas metodologías para la evaluación de proyectos, y diversa literatura que habla de cómo el análisis de costo-beneficio puede realizarse con errores al manejar los datos. Desde el punto de vista económico-financiero, correspondiente al estudio de prefactibilidad en donde ya está propuesto un esquema financiero para el proyecto APP o en la etapa de licitación, se muestran algunas irregularidades con la información que puedan ocurrir en una evaluación de costo beneficio.

Entre los sesgos encontrados a través de diversa literatura, y que hacen que el análisis de costo beneficio en el área de transporte sea erróneo, se encuentra:

1. El confiar en datos de proyectos pasados o con diferentes costos asociados al volumen. Lo mismo que usar en su totalidad como referencia otro proyecto. Sesgo de generalización.

2. Escoger datos o factores no confirmados que pueden afectar el modelo de valuación.

3. Determinar costos inexistentes u olvidar otros.

4. Buscar razones que hagan creer que se está en lo correcto y así proceder con el análisis. Sesgo de confirmación.

5. Sesgo de la ilusión de control, en donde se piensa que el modelo será certero.

En cuanto al cálculo de la demanda (antes del análisis costo beneficio):

6. Se puede realizar equívocamente la estimación del número de pasajeros no dividiendo el aforo en horarios de congestión para determinar la cantidad, origen y destino, y tiempos, los cuales son importantes para estimar la posibilidad de usar cierto tipo de transporte.

7. Una tasa de ocupación promedio ayuda a saber qué porcentaje del transporte se encuentra lleno en promedio. Este dato es más fácil de analizar al dividirlo en horarios de congestión y así determinar la frecuencia de paso que el transporte requerirá cuando su diseño así lo permita, como en el caso del metrobús.

8. El número promedio de kilómetros recorridos, no sólo es el promedio entre los distintos pasajeros. Se deberá de usar un factor de ajuste dividiendo los km recorridos entre los totales de la ruta (Meixueiro, 2009).

Ventajas

Existen distintas metodologías para los análisis de costo beneficio que pueden servir de guía, tales como las del CEPEP1. Además, dado que las Asociaciones Público Privadas están en boga en México, el foco de atención permite que se realicen correcciones en los procesos, así como el que se acentúen revisiones de ciertos puntos casi de forma inmediata y se propongan constantes mejoras para la calificación de proyectos. También, el análisis de costo beneficio no es un tema nuevo en proyectos de gobierno o privados, por lo que no es reinventar la rueda en cuanto a su observancia correcta, sólo enfatizarla.

Retos

Reconocer que no sólo es posible la mala asignación de recursos por medio de la corrupción, sino también por errores comunes en el análisis de proyectos, es necesario para una mejor toma de decisiones respecto a proyectos APP. Bien podría establecerse una comisión técnicamente especializada para estos asuntos, su profesionalización, y evitar la mala asignación de recursos.

Conclusión

Es importante tomar en consideración cada una de las variables y tratar de describirlas en el modelo lo más acercado a la realidad para que de esta manera no se caiga en sesgos que conlleven a determinar erróneamente un volumen más elevado o más bajo que el real, ya sea intencionalmente o por descuido. El uso de una metodología aceptada y renovada constantemente permite que sea más fácil realizar este análisis y su comprensión.

Existen otros sesgos que pueden afectar desde la selección del proyecto a desarrollar (estudios futuros), así como otras decisiones tomadas a lo largo de cada una de las etapas del proyecto APP.

Referencias

Meixueiro Garmendia, J., Pérez Cruz, M.A., Mascle Allemand, A.L., Metodología para la Evaluación de Proyectos de Transporte Masivo Urbano, Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos, S.N.C. Centro de Estudios para la Preparación y Evaluación Socioeconómica de Proyectos, México, 2009.

Kahnenam, D., Slovic, P., Tversky, A., Judgment under uncertainty: heuristics and biases, Cambridge University Press, 1982.

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.